Superar Dificultades

 

Qué grande es la fe, la disponibilidad y la obediencia de los patriarcas, lo vimos en Abraham y lo vemos ahora en Moisés. La expresión de Dios a Moisés “Quítate el calzado de tus pies” significa la purificación. Como “sacude el polvo de los pies” dejando todo lo pasado, para iniciar una nueva vida y recibir un nuevo calzado para asumir una nueva misión, como en la parábola del Hijo pródigo.

“Te envío para que seas el libertador de mi pueblo”.

¿Y quién soy yo para presentarme ante el faraón y sacar de Egipto a los israelitas?

Yo estaré contigo —le respondió Dios

Dios es infinitamente misericordioso con sus hijos y puede actuar con dureza cuando se trata de obrar a favor  de esos mismos hijos y contra sus enemigos.

Salieron de Egipto  y cuando el faraón y su ejército iban muy cerca, el  pueblo sintió miedo. Moisés les dijo “no tengan miedo, estén firmes en la fe y verán la victoria del Señor”. Se necesita confianza plena y verdadera en Dios, y obediencia.

Ante el sombrío panorama que viven algunos pueblos, se corre el riesgo de descorazonarse. El verdadero cristiano sabe que aunque las olas se encrespen y los montes tiemblen,  Dios está con aquellos que permanecen a su lado, acepta el reto  de la hora presente; junto a Dios somos vencedores.

La reconstrucción de tu vida, de tu familia y de Colombia solo es posible si vuelves a Dios, podrás superar obstáculos tan grandes como el Mar rojo; ponte en el camino de la reconciliación y de crecimiento en la fe.

La mayor parte de las personas, no se fijan en sus propias imperfecciones. Para que el mundo cambie cada uno debe cambiar a sí mismo.

Acércate a Dios.

 

 

Luis Duván Pérez Aguirre Pbro.

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.